LOS DESAFIOS DE LA GESTION DE RRHH EN PYMES DE 5 A 100 EMPLEADOS.

Las Pymes buscan “la” solución o, en muchos casos, “la receta mágica”, que les permita, casi con un procedimiento del tipo “plug and play”, solucionar las dificultades de cada día para poder así continuar con su trabajo, pero en realidad no existe tal “receta mágica”, y enfocar la problemática de la pequeña y mediana empresa a partir de intentar encontrar una herramienta, un proceso o una técnica que nos permita solucionar los inconvenientes del día a día, es precisamente la raíz del problema y a lo que estas no están acostumbradas.

Considero que el principal aporte que podemos darle a la gestión de la pequeña y mediana empresa es precisamente formar profesionales capaces de romper con el paradigma que nos lleva a trasladar sin cuestionar las modernas técnicas de gestión a las pymes. Un gran maestro del Análisis Organizacional, Carlos Srebrow, comento en una de sus charlas: “nunca intentes aplicar mañana en la empresa lo que hoy estamos aprendiendo en el taller”. Tiene toda la razón, porque cada herramienta de gestión, cada modelo que se implementa, debe responder no sólo a una necesidad concreta de la empresa, sino que además debe estar acorde a la madurez y el nivel de formación de los recursos humanos.

La consecuencia de esta actitud que no focaliza sino que generaliza, muchas veces, es que vivimos intentando solucionar los problemas, “apagar incendios”, como solemos decir en la jerga del día a día, porque únicamente solemos reconocer y “atacar” los efectos pero nunca solucionamos las causas, y por lo tanto no estamos en condiciones de brindarle a la empresa una solución integral a su problemática.

Pero no nos preguntamos ¿La “gestión de los recursos humanos” en las pequeñas y medianas empresas es una ventaja competitiva? Bueno lo cierto es que una de las dificultades que se observa en la actualidad es la falta de personal con conocimiento técnico, habilidades y competencias adecuadas a la empresa. Esta problemática está centrada en la aplicación de las nuevas tecnologías y en la administración para el cambio.

Sepamos que, las organizaciones exitosas del siglo XXI serán las que efectúen mejor selección, gestionen el talento de sus jóvenes y almacenen los conocimientos de sus empleados.

Cuando se habla de la “gestión de los RRHH” se piensa en las grandes empresas, pero es fundamental que el dueño-director de una firma, más allá de su tamaño, tenga en claro cuáles son las tareas que debe cumplir tal o cual puesto, el alcance de sus responsabilidades y la toma de decisiones, habilidades de comunicación y de trabajo en equipo. En definitiva, que la persona a ingresar sea la adecuada para el puesto a cubrir y a veces esto se realiza de manera poco profesional, dando como resultado la incorporación de perfiles inadecuados.

Las Pymes necesitan efectuar un relevamiento de las necesidades a través de herramientas que ayuden a clarificar cuáles son los conocimientos que son necesarios que su personal adquiera para mejorar la productividad de la compañía o la toma de decisiones de los jefes,

Tenemos que tener en cuenta dos tendencias:

  • La experiencia, que se resiste nuevas maneras de hacer y no ve algunos de los nuevos desafíos del mercado.
  • La soberbia de la juventud, que niega el valor de la experiencia.

En vez de confrontar las diferencias, las empresas deben aprender a respetarlas, a lograr sinergia, cooperación, y potenciar este mix para transformarlo en su ventaja competitiva
Recordemos que la gestión de los recursos humanos contribuye a la contratación de talentos, al desarrollo y la formación del personal, a mejorar el desempeño, a la implementación de programas de jóvenes profesionales, ayuda a mejorar las comunicaciones internas, a asignar adecuadamente recompensas y reconocimiento al desempeño de las personas, a la asignación de tareas y responsabilidades, en definitiva contribuye a revalorizar la empresa.